El salón online de la arquitectura y el diseño

Qué mampara de bañera elegir

Existe una amplia gama de mamparas de bañera, pero lo importante es identificar la que mejor se adapte al cuarto de baño: fija, abatible, plegable, corredera, de vidrio templado, de acrílico, etc. Cada mampara de bañera presenta especificidades técnicas y también estéticas, que pueden cambiar por completo el aspecto de un cuarto de baño.

Desde un punto de vista práctico, las mamparas de bañera son más fáciles de limpiar que las cortinas de ducha. Se aconseja limpiar la mampara de la bañera regularmente con lejía para evitar la aparición de moho. Las mamparas de bañera pueden disponer de accesorios, como tiradores o canastas para los productos de higiene. Su practicidad y las numerosas opciones que ofrecen hacen de ellas un elemento mucho más completo que las cortinas de ducha. No obstante, presentan una desventaja: el precio.

La tendencia actual se decanta por las mamparas de bañera de vidrio templado, algunas con formas curvas. Y si en el pasado las mamparas de bañera solían tener perfiles de aluminio o plástico, estos marcos han desaparecido hoy por cuestiones de estética y simplicidad. Además, la ausencia de perfil evita la proliferación de moho y la acumulación de suciedad y facilita la limpieza.

Ver mamparas de bañera

  • ¿Cómo elegir entre los diferentes tipos de mamparas de bañera?

    ArchiExpo presenta una gama de mamparas de bañera clasificadas por tipo dentro del filtro «APERTURA».

    A continuación se detallan las principales características y las ventajas y desventajas de cada tipo de mampara:

    • Mamparas de bañera fijas
      Estas mamparas se fijan a la pared y a la bañera o al revestimiento de baldosas y no son amovibles. Las mamparas de bañera son una solución minimalista moderna y popular, ideales para bañeras de grandes dimensiones al quedar espacio suficiente para acceder cómodamente a ellas sin comprometer el papel de la mampara. Se pueden montar sobre un riel, a menudo de aluminio, que se asegura al borde de la bañera, o fijarse directamente a la pared, con o sin perfil. Una de las ventajas de las mamparas de bañera fijas es su facilidad de instalación y limpieza.
    • Mamparas de bañera abatibles
      Las mamparas de bañera abatibles giran gracias a un eje vertical. Facilitan el acceso y salida de la bañera, aunque son más adecuadas para baños grandes puesto que requieren un espacio adicional libre para su recorrido. Además, también atenúan el ruido del agua durante la ducha.
    • Mamparas de bañera plegables
      Este tipo de mampara no requiere mucho espacio y se adapta a la perfección a baños pequeños. Hay modelos con 2, 3 o 4 hojas, y requieren a veces un riel. La desventaja de este tipo de mampara es que cuantas más hojas haya, mayor será el riesgo de problemas funcionales y roturas.
    • Mamparas de bañera correderas
      Al igual que las mamparas plegables, este tipo de mamparas existen con 1 o dos hojas. Para que las puertas se deslicen correctamente, se requiere un riel fijado al borde de la bañera y a las paredes. Se asemejan también a las mamparas de bañera abatibles por cuanto crean una «barrera» acústica.

    Mampara de bañera fija ARBLU

    Mampara de bañera abatible RELAX SRL

    Mampara de bañera plegable ILMA

    Mampara de bañera corredera GLASS 1989

     

  • ¿Qué materiales se utilizan para la fabricación de mamparas de bañeras?

    Los fabricantes utilizan diferentes materiales para fabricar mamparas de bañera; si bien, los dos principales materiales utilizados son el vidrio templado y el acrílico.

    • Vidrio templado
      El vidrio templado es el material más común en la actualidad. Resiste mejor las diferencias de temperatura que el vidrio tradicional y, en caso de rotura, se fragmenta en micropedazos que limitan el riesgo de accidentes y lesiones.
      El grosor de las mamparas de vidrio templado oscila entre 6 y 12 mm y puede reducirse mediante pulido. Asimismo, el vidrio templado es fácil de limpiar y agradable a la vista. No obstante, el vidrio templado es más caro que el acrílico.

     

    • Acrílico
      El acrílico, además de ser más barato que el vidrio templado, es mucho más ligero. Muchos clientes eligen este material por su precio, aunque esta diferencia se hace notar con el tiempo en términos de robustez, al ser más frágiles, y dificultad de limpieza. Se deteriora y se raya mucho más y sus colores tienden a apagarse con el tiempo. Tampoco presenta una buena resistencia frente a los rayos UV. Las mamparas de acrílico pueden durar 10 años o más, pero es aconsejable cambiarlas cuando presenten demasiados arañazos o cuando el moho se haya acumulado en sus hojas.
  • Consejos prácticos a la hora de adquirir una mampara de bañera

    Estas son algunas de las claves para dimensionar correctamente una mampara de bañera:

    • La mayoría de las veces, las mamparas de bañera no llegan hasta el techo, pero deben ser lo suficientemente altas para evitar que el agua salpique fuera. Habrá que sumar entre 8 y 10 cm a la altura de la persona más alta para obtener las dimensiones adecuadas.
    • El tipo de mampara —fija, corredera o plegable— vendrá determinado por la superficie de la bañera, así como por la configuración de la habitación y la disposición de las paredes.

    La mayoría de los fabricantes ofrecen todos los diferentes modelos que existen en el mercado.

Guías de compra relacionadas
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…
Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *